jueves, 14 de junio de 2018

Semana 24


Buenos días, es habitual que recordemos periódicamente el denominado fraude interno, se trata de un fraude dañino para el sector asegurador primero porque vulnera la confianza que depositan las empresas aseguradoras en empleados y colaboradores y segundo porque no suele ser esporádico, sino que hasta que se descubre suele ser mantenido en el tiempo y aunque se traten de casos de cuantías no muy elevadas, la repetición en el número de casos hace que acaben siendo elevadas cantidades. Hoy repescamos una noticia de hace bastantes años pero que nos sirve para darnos cuenta del tipo de fraudes que se pueden orquestar desde la ventaja de ser conocedor del funcionamiento de una aseguradora y por tanto analizar los aspectos más vulnerables que las aseguradoras presentan en materia de prevención.

Un saludo
Josu Martínez.


---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


Detención de los propietarios de una correduría de Ciempozuelos por presunta estafa a varias aseguradoras


Han sido detenidas también otras cinco personas como presuntos cómplices 

Según se ha informado este pasado sábado, agentes del Grupo II de la Brigada Local de Policía Judicial de la Comisaría de Aranjuez, perteneciente a la Jefatura Superior de Policía de Madrid, han detenido a dos corredores de seguros y a cinco de sus cómplices por estafar, presuntamente, más de 40.000 euros a diversas compañías aseguradoras. Con edades comprendidas entre los 34 y los 48 años, los arrestados formaban un entramado de amigos y familiares que cooperaban juntos al objeto de, presuntamente, engañar a las aseguradoras mediante falsos accidentes de circulación y robos simulados. Se les imputan al menos diez delitos de estafa, seis de falsificación de documento y cuatro de simulación de delito.
De acuerdo a la información facilitada, dos de los detenidos eran propietarios de una correduría en Ciempozuelos, "lo que les permitía conocer perfectamente el funcionamiento interno de las aseguradoras, así como los trámites a seguir para lograr las correspondientes indemnizaciones. Además, no dudaban en utilizar las pólizas de alguno de sus clientes para simular falsamente su firma y dar partes fraudulentos en su nombre por accidentes de circulación que nunca se habían sucedido. Con ello cobraron importantes sumas de dinero, que en ocasiones superaron los 9.000 euros".

Denuncia falsa de robo con violencia

De hecho, las investigaciones se iniciaron cuando los agentes tuvieron conocimiento de que uno de los cabecillas de la trama, J.R.C, había interpuesto una denuncia en la Comisaría de Aranjuez, donde denunciaba falsamente haber sido víctima de un robo con violencia. A partir de ahí, los investigadores descubrieron que él mismo había interpuesto en menos de cuatro años más de 8 denuncias por robo, ya fuese en  interior de vehículo como con intimidación. Estas últimas siempre se sucedían de igual forma, con un arma blanca o punzón y relatando el detenido idénticas situaciones. También constataron que éste, junto con el otro detenido, A.T.B, figuraban en distintas bases de datos de aseguradoras como protagonistas de multitud de accidentes y confirmaron cómo vehículos que inicialmente habían quedado siniestros, eran vendidos tras recibir las indemnizaciones, para después contratar por el mismo vehículo nuevas pólizas en otras compañías pero a nombre de otro titular y así simular otro accidente y cobrar una nueva indemnización. Además, los detenidos no dudaban en utilizar las pólizas de clientes sin su consentimiento para falsificar su firma en los partes y simular su intervención en accidentes que estas mismas personas reconocieron a los agentes que nunca se habían sucedido. Entre las indemnizaciones reclamadas llegaron a percibir más de 9.000 euros por daños o 6.000 euros por unas supuestas lesiones.
Los agentes también determinaron que entre los detenidos y sus cómplices se habían establecido una "cadena de favores" o "accidentes de favor", ya que muchos de los implicados manifestaron a los agentes haber cedido sus datos y pólizas a los detenidos para que los usaran en las estafas a las aseguradoras únicamente para hacerles un favor. Además, averiguaron que había acuerdos implícitos con al menos tres talleres mecánicos, ya que algunas de las compensaciones se otorgaban por siniestros, pero otras contaban con la complicidad de dichos talleres que simulaban la reparación de unos falsos daños 



No hay comentarios:

Publicar un comentario