jueves, 23 de enero de 2020

Semana 4


Buenos días, una vez más una noticia de un fraude interno aparece publicado este mes en los medios. En este caso un responsable de una aseguradora, conocedor de los mecanismos internos de la empresa, aprovechaba esta circunstancia para estafar a su empresa aseguradora más de un millón de euros entre los años 2010 y 2015. La cuantía que estafaba en cada caso, eludía los controles internos, los cuales durante dicho periodo no parecían muy exhaustivos cuando solo entre 2 empresas emiten facturas falsas 45 veces por importes que ascienden hasta el millón de euros. Quizás la llegada del bigdata a esta aseguradora haya permitido finalmente detectar el fraude. Los sistemas bigdata en las aseguradoras resultan fundamentales para la detección de fraudes de importes reducidos.



Un saludo.

Josu Martínez


------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


Condenado un exempleado de Helvetia a cinco años de cárcel por estafar más de un millón a la compañía


La Audiencia de Sevilla obliga a este ex trabajador, junto a otro segundo acusado, cuya pena es de tres años y medio de prisión, a indemnizar a la aseguradora en la cantidad defraudada



Fuente : S.L. Sevilla

Un exjefe de departamento de Helvetia ha sido condenado a cinco años de cárcel por estafar más de un millón de euros a la compañía con la ayuda de un empresario que ha sido castigado a tres años y medio de prisión, mientras que entre ambos deberán pagar una indemnización idéntica a la cantidad sustraída.

En la sentencia, a la que ha tenido acceso Efe, la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Sevilla impone cinco años de prisión a J.M.F.M., quien fuera jefe del departamento nacional de desarrollo de productos de asistencia familiar y decesos de la empresa en el momento de los hechos, por un delito continuado de falsedad en documento mercantil en concurso medial con otro de estafa.

En cuanto a P.P.M., que emitió 45 facturas falsas por servicios no prestados a la aseguradora, la pena es de tres años, seis meses y un día de cárcel por los mismos delitos.

Facturas por debajo de los 30.000 euros

La Sala también condena a ambos a abonar sendas multas de 3.000 euros y a pagar solidariamente una indemnización de 1.073.965.03 euros en concepto de responsabilidad civil, a lo que J.M.F.M. deberá añadir otros 16.516,50 euros.

El fallo, facilitado por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), absuelve a J.J.L.M., para quien la Fiscalía solicitaba tres años de cárcel por vender 700 tensiómetros a Helvetia que la aseguradora nunca recibió.

El tribunal considera probado que J.M.F.M., que podía autorizar el pago de facturas cuyo importe no superara los 30.000 euros sin que un superior lo supervisara, aprovechó su cargo y la confianza de su empresa y propuso a P.P.M. «que simulara facturas por servicios no realizados a Helvetia» por debajo de esa cuantía.

Este acusado era administrador único de las mercantiles Arbigest y Aseinco, dedicadas al cobro de deudas, y recibió «un importe variable de entre el 10 y el 21 por ciento» de cada factura «más el IVA».

Estas facturas, 32 emitidas por Arbigest y 13 por Aseinco, fueron autorizadas por J.M.F.M. y Helvetia las abonó en las cuentas corrientes de las referidas empresas entre octubre de 2010 y mayo de 2015.

Tras efectuar el reintegro descontando el porcentaje que le correspondía «conforme a lo pactado», P.P.M. «entregaba el resto» al otro acusado. Los dos encausados, para quienes la Fiscalía pedía seis años de cárcel, obtuvieron así un beneficio total de 1.073.965,03 euros.

Para el tribunal, «ambos actuaron conjuntamente coordinados», P.P.M. «expidiendo facturas sin prestar servicio alguno» y J.M.F.M. «controlando el procedimiento interno de pago en Helvetia» gracias a las atribuciones de su puesto.

Una defensa «sin pies ni cabeza

En cuanto a J.J.L. -absuelto por el tribunal-, como representante legal de otra sociedad emitió en mayo de 2015 una factura de 16.516 euros por la venta de tensiómetros a Helvetia, pero «no consta que fuese conocedor del plan urdido» por los otros acusados.

En el juicio, el exjefe de Helvetia reconoció los hechos, pero acusó a «la dirección de la empresa» de organizar la «trama» para abonar comisiones a una compañía internacional de supermercados «con el fin de mantener el contrato de exclusividad» con esta cadena, aunque la fiscal replicó que «esa teoría no tenía ni pies ni cabeza».

La Sala, en la sentencia, considera que esa versión quedó «totalmente desmentida» por sus superiores y destaca la «veracidad» del director de ventas de Helvetia, quien explicó que J.M.F.M. «tuvo la habilidad de distraer sólo el seis o el siete por ciento de un presupuesto de cinco millones durante cinco años», algo que tildó de «fácil».

viernes, 17 de enero de 2020

Semana 3


Buenos días, es difícil saltarse las primeras semanas del año sin abordar una noticia sobre el tipo de fraude que más duro golpea al sector asegurador en los últimos años, me estoy refiriendo a los fraudes de falsas lesiones. Una de las modalidades para ejecutar este tipo de fraude es la de provocar siniestros con intención de simular lesiones. En diversas ocasiones he incidido en el agravante del peligro que supone para la seguridad vial este tipo de hechos y la falta de dureza de las autoridades con este tipo de delitos. En la noticia que hoy publicamos, por fin podemos ver como se imputa un delito contra la seguridad vial a los autores de un fraude consistente en provocar siniestros, otro delito a sumar a los delitos habituales que conllevan este tipo de fraudes. Probablemente no sea algo determinante para acabar con este tipo de fraudes, pero supone un añadido a la lucha contra el fraude, así como un aporte a la seguridad vial.



Un saludo

Josu Martínez

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


La Guardia Civil investiga a siete personas por simular accidentes de tráfico durante 2019 en León





 Presentaban reclamaciones falseadas en la declaración de siniestros viales ante las compañías de seguros



Durante el año 2019, en el marco de las actuaciones que el Grupo de Investigación y Análisis del Sector de Tráfico de la Guardia Civil (GIAT) lleva a cabo en evitación del fraude en el aseguramiento de vehículos, se ha procedido en León, a la investigación y puesta a disposición judicial de siete personas por haber presentado reclamaciones falseadas en la declaración de siniestros viales ante las compañías de seguros.

El GIAT del Sector de Tráfico de Castilla y León, con ocasión de un siniestro vial ocurrido a finales del año 2018 en circunstancias extrañas, al sospechar que la declaración del siniestro y reclamación de daños pudieran ser fraudulentas, inició la operación denominada Sigolar para el esclarecimiento de los hechos que ha culminado con la puesta a disposición judicial de cinco personas por intento de estafa y contra la seguridad vial.

Los hechos tuvieron lugar cuando una persona que tenía su permiso de conducción suspendido, sufrió un accidente en el que resultaron heridas de diversa consideración tres de los otros cuatro ocupantes, presentando reclamación al seguro con los datos de otro conductor cómplice. A los investigados, se les ha acusado de un delito contra la seguridad vial, encubrimiento y estafa.

De igual modo se investigó a otros dos conductores más en Villablino y Cangas de Narcea (Asturias) por haberse concertado para declarar un accidente en circunstancias distintas a las reales, a fin de cobrar la reparación de los vehículos e indemnizaciones.

viernes, 10 de enero de 2020

Semana 2


Buenos días, comenzamos este blog un año más (¡y ya van 10 !!, 8 con soporte digital en nuestra web), felicitándote y deseando tengas un fabuloso año.

Esta 1ª publicación del 2020 hace referencia a una noticia que informa sobre el fraude interno a una aseguradora. Los fraudes internos, son uno de los fraudes más dañinos para las aseguradoras, al tratarse de un fraude cometido por empleados o colaboradores habituales con las aseguradoras. No tanto por los importes defraudados, si no por suponer una deslealtad al aprovecharse de la confianza que la aseguradora deposita entre sus empleados o como en este caso un colaborador. Este tipo de fraude es llevado a cabo aprovechando el conocimiento del defraudador del funcionamiento interno de la aseguradora. Un correcto sistema de alertas establecido por la aseguradora ha permitido detectar el indicio primero y verificar la existencia del fraude después.



Un saludo.

Josu Martínez

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------


Condenado un hombre por intento de estafa a Allianz


La Audiencia Provincial de Valladolid ha condenado a un hombre como autor de un delito de falsedad en documento mercantil a un año de prisión y a una multa de 6 meses y 1 día, con una cuota diaria de 5 euros. Según la información publicada por La voz de Medina Digital, el acusado, apoderado de una empresa y además agente exclusivo de Allianz, tenía acceso a los datos personales de los trabajadores de su empresa y conocía que un trabajador se encontraba hospitalizado en Zamora; con el propósito de proporcionar un beneficio económico para la empresa, simuló la suscripción de un seguro de Vida con Allianz a nombre del trabajador, haciendo constar como único beneficiario a su propia empresa.

Para formalizar la póliza y valiéndose de su condición de agente, continúa esa información, utilizó el código que le asignó Allianz, sin precisar la firma. Cuando poco después el trabajador falleció, el acusado reclamó a Allianz el abono de las coberturas de la póliza. Pero la compañía se negó a abonarla, por lo que el acusado presentó una demanda por la que reclamaba 50.000 euros. La aseguradora se negó y presentó un informe de detectives reflejando lo sucedido. Finalmente, ambas partes alcanzaron un acuerdo, por el que el ahora condenado renunciaba a las acciones ejecutadas, teniendo que compensar a Allianz con 2.500 euros a cambio de que la demandada renunciara a cualquier acción civil o penal contra la empresa


viernes, 20 de diciembre de 2019

Semana 51


Buenos días, esta semana he seleccionado una noticia de mi provincia que pone de manifiesto la existencia de grandes fraudes en la especialidad de Diversos (IRD). En esta ocasión afecta al Consorcio de Compensación de Seguros (CCS), pero por lo que la investigación apunta podía tratarse de una trama que operaba desde 2010, siendo posible que hubiera más siniestros de aseguradoras en la investigación. El método es habitual en grandes fraudes, maquinaria o mercancía de valor dañada previamente al siniestro o inservible que se hace pasar por nueva o en uso y con ayuda de implicados y mediante diversa falsedad documental se emite una reclamación. La cual, sin un adecuado sistema antifraude, en este caso del CCS, probablemente no hubiera sido descubierto. Como siempre decimos con las estafas al seguro: Detección, verificación, resolución y si el indicio se confirma presentar la correspondiente denuncia y acompañamiento al procedimiento judicial hasta las últimas consecuencias.

Te informo que este blog descansará durante las fiestas navideñas. Retomaremos la actividad el próximo año.

Aprovecho para desear que pases unas estupendas fiestas y aconsejarte que si tienes que desplazarte, tomes todas las precauciones posibles para que puedas realizar un viaje seguro. Te recuerdo que el uso del móvil al volante está relacionado con una gran cantidad de siniestros. Déjalo en el maletero para evitar tentaciones


Un saludo.

Josu Martínez


---------------------------------------------------------------------------------------------------------------


CAE EN VIZCAYA UNA RED QUE PLANEABA ESTAFAR 750.000 EUROS AL SEGURO

Para cobrar las indemnizaciones, la trama elaboraba facturas falsas






 La Guardia Civil ha desarticulado en Vizcaya una red criminal que intentó estafar 750.000 euros al consorcio de compensación de seguros. En el transcurso de la operación han sido investigadas cuatro personas que utilizaban empresas interpuestas en concursos de acreedores para reclamar daños ficticios. Para cobrar las indemnizaciones, la trama elaboraba facturas falsas.

Según informó la Delegación del Gobierno en el País Vasco, la operación se enmarca dentro del «caso Rayos». Los investigados utilizaban distintas empresas mediante las que, con documentación manipulada, reclamaban daños y perjuicios contra el Consistorio de Compensación de Seguros, entidad pública destinada a compensar las pérdidas derivadas por «acontecimientos extraordinarios ocurridos en España».

La trama llegó a reclamar hasta 750.000 euros. Alegó que los daños habían sido ocasionados por una inundación ocurrida en enero de 2018 en los bienes de una de las empresas que poseían en una localidad vizcaína. En esas fechas, la compañía se encontraba en Concurso de Acreedores.

Los investigadores averiguaron que este grupo criminal, «de forma repetitiva desde el año 2010», reclamaba daños sobre maquinaria de elevado coste y que anteriormente ya habían sido abonados por el Consorcio por los mismos hechos. Esto hizo saltar las alarmas de la entidad pública, que alertó a la Guardia Civil de Vizcaya para que iniciara una investigación.

Documentación falsa

Los agentes de la Benemérita pudieron acreditar que tres de los investigados estaban vinculados a través de empresas interpuestas en las que ocupaban altos cargos. Además, constataron que parte de la documentación aportada para la reclamación de estos daños había sido falseada.

Un cuarto individuo sería el encargado de entregar al Consorcio peritajes manipulados realizados desde una correduría de seguros de Bilbao. Estos informes, en los que existían datos inciertos y se aportaban facturas y justificantes falsos, sirvieron a la trama criminal para iniciar la demanda judicial con el fin de estafar al Consorcio de Compensación de Seguros.

El resultado de la investigación realizada ha sido trasladado a la Autoridad Judicial correspondiente.

viernes, 13 de diciembre de 2019

Semana 50


Buenos días, esta semana volvemos tomar en cuenta una noticia de la Lucha Contra el Fraude en EEUU, que, aunque es de primeros de los años 2000, llama la atención porque las autoridades ya establecían un aumento de la presión sobre las estafas al seguro. La Coalition Against Insurance Fraud informaba que:



Un saludo.

Josu Martínez

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------



Las autoridades federales se ponen estrictas



Castigos más estrictos por fraude médico. Las autoridades federales se están concentrando especialmente en detener el muy difundido fraude contra Medicare y Medicaid. El Congreso promulgó penas más estrictas y amplió las leyes federales actuales sobre fraude de seguro médico de forma que cubran a todos los habilitados.

Mayor firmeza en delitos de guante blanco. La ley federal impone fuertes condenas de prisión y multas a los delincuentes de guante blanco que saquean a las compañías de seguro. La ley también castiga con fuerza a quienes dan información falsa a los reguladores estatales de seguro y prohíbe a quienes fueron condenados por felonías de seguro que regresen a la industria sin permiso.

Información compartida. El gobierno federal y las compañías de seguro médico comparten información sobre el fraude a gran escala; ayudando así a descubrir cientos de tramas encubiertas y a reunir pruebas firmes para el proceso judicial. En 2000, el Departamento de Justicia comenzó a compartir con las compañías de seguro médico la información que recopila en el terreno sobre fraude médico. El gobierno federal cierra aún más la red al recolectar y compartir grandes cantidades de datos sobre fallos de culpabilidad y demás acciones contra proveedores de atención médica, según lo dispone una decisiva ley federal de 1996.

jueves, 28 de noviembre de 2019

Semana 48


Buenos días, la noticia que hoy hemos seleccionado, publicada la semana pasada, tiene diversos aspectos que considero interesante destacar y comentar. A falta de aclarar algunas dudas sobre la noticia, como el modo temporal del aseguramiento del vehículo, se trata de un método de fraude que ya se ha dado en otros lugares, por lo que habrá que prestar atención si comienza a ser un sistema que se implante en un futuro. Se basa en la suplantación de identidad para asegurar un vehículo, falseando los datos de contacto de dicha persona para que no contacten con ella cuando se declare el siniestro en la aseguradora. Con este método el estafador podría repetir la operación sin tener que facilitar siempre su identidad, evitando por tanto su detección. Los estafadores por tanto ya han conseguido asegurar un vehículo a nombre de otra persona, pero facilitando sus datos de contacto por lo que ya tienen el control de la situación. Ahora viene el momento de dar parte a las aseguradoras y peritar los daños, para que posteriormente los ocupantes falsamente lesionados puedan reclamar las lesiones y aquí es cuando los profesionales contratados con la aseguradora hacen su trabajo, un perito alerta sobre la incompatibilidad de los daños de los vehículos y un detective esclarece la trama. Pero la aseguradora denuncia los hechos y los miembros de la policía que investigan el caso, hacen el resto, el siniestro nunca había ocurrido, lo que demuestra que el perito estaba en lo cierto cuando dictaminaba en su informe la incompatibilidad de daños, lo que resulto vital para detectar el fraude.

Este caso es un claro ejemplo de la secuencia más efectiva en la lucha contra el fraude en las estafas por falsas lesiones de tráfico: Tramitador especializado- perito de seguros de automóviles- detective privado- denuncia de la aseguradora- investigación policial.



Un saludo.

Josu Martínez

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

Tres miembros de una familia detenidos por intentar estafar al seguro



Tres miembros de una misma familia de Melilla, dos de ellos con antecedentes, han sido detenidos por un presunto delito de estafa y otro de usurpación de estado civil, ya que se les acusa de haber contratado un seguro de vehículo a nombre de una persona sin su conocimiento, quien, suplantada, asumía toda la culpabilidad del siniestro.




Fuente: Melilla Hoy


La Jefatura Superior de Policía de Melilla ha informado de que la investigación comenzó después de que uno de los detenidos presentara en su compañía aseguradora del vehículo un parte amistoso de accidente por la colisión frontal de su vehículo con otro, asumiendo toda la culpabilidad y aceptando el convenio.

A la aseguradora no le cuadraba la versión de los hechos manifestados de común acuerdo por ambas partes, pues el detalle de los daños producidos en ambos coches era incompatible, por lo que contrató a un detective privado para que investigara el caso.

Fue así como la aseguradora pudo localizar, y después constatar, que la titular del seguro que asumía la culpa nunca había contratado el mismo ni tenía nada que ver con el vehículo asegurado, por lo que interpuso una denuncia en la Jefatura Superior de Policía de Melilla.

La Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) se hizo cargo de la investigación, para la que ya tenía la denuncia de la perjudicada e identificada la beneficiaria del seguro, pero no al resto de las personas implicadas.

La forma de actuación de estos delincuentes era contratar temporalmente, solo por un periodo de diez días, un seguro de vehículo a nombre de una persona sin su conocimiento, valiéndose de documentos falsos, o auténticos obtenidos de forma fraudulenta.

Para ello, facilitaba datos personales falsos o inexistentes para que la aseguradora nunca pudiera contactar con la titular real del seguro, quien, suplantada, asumía toda la culpabilidad del siniestro.

La beneficiaria del seguro reclamaba el arreglo de los costosos daños que presentaba su vehículo, quien posteriormente podría reclamar también indemnizaciones por supuestas lesiones físicas producidas por un accidente de tráfico que nunca ocurrió.

La UDEV pudo constatar que el siniestro declarado no existió, que los datos de identidad de la perjudicada fueron utilizados sin su consentimiento para contratar un seguro a su nombre, confeccionar un parte amistoso viciado, que se remitió a la compañía aseguradora con la intención de lucrarse.

Fruto de las investigaciones se determinó que coautores de los hechos fueron el hijo y el yerno de la beneficiaria, quienes realizaron actos necesarios para la consumación de la estafa.

Los tres fueron detenidos el pasado martes por un presunto delito de estafa y otro de usurpación de estado civil.

A los dos varones les consta una detención anterior a cada uno.

viernes, 22 de noviembre de 2019

Semana 47


Buenos días, esta semana es la Semana Internacional de Concienciación sobre el Fraude y no podíamos dejar pasar esta circunstancia sin unirnos a la divulgación de la Lucha Contra el Fraude al seguro. Para ello hemos seleccionado este artículo del Boletín Diario de Seguros, el cual además de incluir un informe publicado por Insurance Europe, resume varios datos importantes de dicho informe, como la descomunal cifra de 13.000 millones de euros defraudados a las aseguradoras de la UE en 2017, que supone después de los fraudes fiscales, el tipo de fraude más cuantioso de la UE. Los relatos de los tipos de fraudes más habituales en Europa no guardan diferencia de los que se cometen en España. Además, el informe destaca la importancia del daño social que suponen los fraudes.

Un saludo.

Josu Martínez

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 ¿Qué medidas toman las aseguradoras para combatir el fraude?



Insurance Europe ha publicado el informe ‘Insurance fraud: not a victimless crime’ donde describe las diversas medidas que las aseguradoras están tomando para combatir el fraude de seguros, que es el segundo, después del fraude fiscal, en la mayoría de las formas de fraude más comunes a nivel mundial. Esta publicación coincide con la celebración esta semana de la Semana Internacional de Concienciación sobre el Fraude.

La publicación también ofrece una estimación de la magnitud del problema en la UE en cuanto al fraude en seguros, el cual ascendió a aproximadamente 13.000 millones de euros en 2017, de acuerdo con las estimaciones de los miembros de Insurance Europe.

El informe recuerda que la naturaleza del fraude de seguros está en constante evolución, moldeada por la tecnología a disposición de los estafadores y, como ejemplo, destaca que, en los últimos años, el fraude cibernético se ha vuelto más frecuente a medida que se realizan más negocios de seguros on line.

En la publicación también se describen las muchas consecuencias negativas del fraude de seguros. Por ejemplo, los consumidores honestos se enfrentan a primas de seguro más altas y sus aseguradores tienen menos capacidad para tratar con reclamaciones genuinas rápidamente. Ciertos tipos de fraude ponen en riesgo la vida de las personas, como los "choques por dinero en efectivo" o los incendios provocados relacionados con el fraude, lo que significa que el fraude de seguros también supone una carga para los recursos de la sociedad. Y los defraudadores suelen estar vinculados a la delincuencia organizada, por lo que el fraude de seguros financia y facilita otros delitos graves.