jueves, 19 de enero de 2017

Semana 3

Buenos días, hoy tratamos un tipo de fraude al seguro de los considerados habituales, se trata de los fraudes a la cobertura de robo en las pólizas de hogar. El más repetido es el del falso atraco para cobrar la indemnización correspondiente a la cobertura de la póliza de hogar que incluye robo en la calle de dinero en metálico, robas u objetos como móviles u otros objetos de valor. Es difícil de detectar por la falta de indicios y pruebas que conllevan este tipo de casos, aunque son muchos los fraudes detectados por diferentes indicios de los cuales hablaremos en posteriores ocasiones. Los fraudes a la cobertura de robo en el domicilio en las pólizas de hogar son menos habituales que los falsos atracos, pero existen muchos siniestros que por aseguramiento posterior al robo o fingir robos que no han existido como el caso que hoy nos ocupan siempre están presentes. La actuación del perito de seguros durante la verificación de circunstancias puede servir para detectar este tipo de fraude o la intervención de la policía en la inspección del robo son las formulas con más éxito en la detección. Pero hay un método en el que las aseguradoras pueden obtener tener buenos resultados en la detección, nos referimos al denominado: "el que prueba repite", resulta común que el estafador que realiza un fraude al seguro con un siniestro fingido con resultado satisfactorio, repita con otro fraude similar, ya que se animan al considerar que han encontrado un método de estafa fácil y sin peligro. La mujer de la noticia de hoy, repitió y repitió los falsos atracos que se sepa hasta 6 veces y al parecer como ya se sentía especializada consideró que había llegado el momento de aumentar el importe estafado fingiendo el falso robo en su domicilio. Las alertas más habituales de una aseguradora para detectar este tipo de fraude son, además de comprobar el histórico de la siniestralidad del asegurado y constatar que ha tenido más casos similares con anterioridad, es comprobar si ha existido una ampliación de la póliza incluyendo la cobertura afectada en fechas próximas al siniestro o también comprobar si hay rastro de consultas al seguro sobre las coberturas de la póliza en fechas cercanas al siniestro por parte del asegurado, en estos casos se requiere una verificación de las circunstancias del siniestro más exhaustiva aún de lo habitual por parte del perito de seguros.
 
Un saludo.

Josu Martínez.

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Detenida una mujer por simular 7 robos para cobrar indemnizaciones

Fuente : Noticias de Seguros

Los Mossos d’Esquadra han detenido a una mujer como presunta autora de 7 delitos de simulación de delito. La investigación se inició el agosto, cuando la mujer presentó una denuncia por un robo con fuerza en el interior de su domicilio. La denunciante, que contaba con un seguro de Hogar, afirmó que la puerta de su domicilio había sido forzada y le fueron sustraídos dinero en efectivo, joyas, ropa, televisores, un ordenador y diferentes aparatos electrónicos.
Una vez realizada la inspección ocular del piso, los agentes de la Policía Científica no pudieron determinar la forma de acceso al domicilio. Los investigadores detectaron indicios que apuntaban a una posible simulación, hecho que cobró más fuerza gracias a las informaciones aportadas por la compañía de seguros.
Tras descubrir la denuncia fraudulenta presentada por la mujer, los agentes analizaron otros hechos denunciados durante los años anteriores por los que la mujer había cobrado indemnizaciones. Los policías determinaron que de las 6 denuncias anteriores que había presentado por diferentes robos con violencia e intimidación, todas eran falsas y tenían como única motivación realizar un fraude para cobrar de la aseguradora.
Las denuncias previas eran por robos en la vía pública; la mujer afirmaba que varios desconocidos la habían abordado y, en algunos casos, agredido para robarle sus pertenencias. El supuesto modus operandi siempre era similar: dos o tres personas la abordaban en la vía pública y le robaban con intimidación con una navaja. La mujer incluso presentaba informes médicos de lesiones. El grueso de las indemnizaciones que la aseguradora abonó a la mujer supera los 4.000 euros; hay pendientes de abonar 2.300 euros de algunas reclamaciones efectuadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario